Eventos inspiradores Actualidad imprescindible Voces extraordinarias

Te interesa

Cóctel ultramarino. Foto: Salmón Gurú

Cócteles 'auditivos' o en forma de dragón: cuatro coctelerías donde tomarse una copa es toda una experiencia

¿Has tenido un día duro o simplemente te apetece desconectar? Te recomendamos cuatro coctelerías donde no solo el cóctel tiene premio, también su originalidad o el precioso local donde se degustan. Ya tienes plan(azo) para el 'afterwork'.

Carolina Rodríguez

¿Cansada de los cócteles de siempre? Buenas noticias: la innovación ha llegado al mundo de la mixología. Si después de disfrutar de una exposición o de salir a cenar te quedas con ganas de continuar la velada, ponle un sabor diferente a tu noche en estas cuatro coctelerías en las que la experimentación y la originalidad son los protagonistas y que son una alternativa diferente (y algo arriesgada) para el 'afterwork'.

1. Salmón Gurú (Madrid)

El famoso mixólogo Diego Cabrera es el responsable de este local, una de las coctelerías más sorprendentes de la capital. La presentación de la mayoría de sus cócteles es muy original –con vasos en forma de abeja o algodón de azúcar en las copas– y opciones para todos los paladares: ácidos, fuertes, afrutados, refrescantes, 'locuras'... Tras quedar en el puesto 24 en la lista The World's 50 Best Bars con Gurú (Planeta Gastro) ahora prepara su llegada al hotel ME Dubai. Además, Cabrera presume de colaboraciones interesantes:  hasta el 31 de julio puedes degustar su trabajo con Tamara Falcó: pavé de pollo marinado acompañado del cóctel 1888 cañaveral.

 

2. Paradiso (Barcelona)

En el tercer puesto del ranking The World's 50 Best Bars, para entrar en Paradiso debes pasar por una pequeña tienda de pastrami (Rooftop Smokehouse) con una falsa puerta de nevera al fondo. El interior, con un elegante diseño en el que predomina la madera y la decoración floral, no defrauda. Podrás degustar cócteles de sabores sorprendentes como Kritonita o Vulcano Negroni.

 

3. Moonlight Experimental Bar (Zaragoza)

Con cuchara, de diferentes texturas, con guarnición… En este local, cada cóctel es un mundo creado por Borja Insa, un genio de la coctelería que se encuentra entre los diez mejores mixólogos de nuestro país. Lo mejor: disponen de "carta auditiva" en la que a través de unos cascos "escuchas" –sin conocer los ingredientes, solo a través de los sonidos que proyectan– qué cóctel te apetece tomar. Además, la carta cambia constantemente introduciendo nuevas creaciones únicas, aunque, si lo pides y está disponible, te preparan el que tú quieras. Y una atípica particularidad en el mundo de la coctelería: disponen de un menú degustación, perfecto para los más indecisos y los que quieren probarlo todo. 

  

4. Bad Company 1920 (Madrid)

Si pasas por delante, probablemente no repares en esta coctelería. En la calle Miguel Moya, al lado de Callao, una puertecita de madera que podría llevar a cualquier parte es, en realidad, la entrada a un bonito local. ¿La explicación a tanto misterio? El Bad Company 1920 emula a un speakeasy, un tipo de local muy popular en Estados Unidos en tiempos de la ley seca que por fuera no llamaba la atención mientras, en su interior, pasaba de todo. Cámaras de fotos a modo de vaso, cócteles con apariencia de pecera o una paleta de colores con pincel incluido para que "limpies" los sabores en el cóctel, todo ello amenizado con luz tenue, música de jazz y sillones de terciopelo. Siguiendo con el secretismo, se necesita una contraseña para entrar (tranquilo, se renueva cada mes en su Instagram). Este mes te hacemos los deberes: "Somos diez bandidos rivales". 

  

TE INTERESA

NO TE PIERDAS