Eventos inspiradores Actualidad imprescindible Voces extraordinarias

Te interesa

By WomenNow

5, Octubre, 2020

La escritora Susan Sontag, retratada en Francia en 1972. / © Jean-Régis Roustan / Roger-Viollet /Cordon Press

Susan Sontag: una vida digna del premio Pulitzer

Casi dos décadas después de su muerte, Susan Sontag sigue despertando curiosidad admiración y controversia. Así lo demuestra la biografía escrita por Benjamin Moser sobre la escritora, que fue galardonada este año con el premio Pulitzer.

Susan Sontag sigue más viva que nunca. La escritora, filósofa, analista de la cultura pop, directora de cine y guionista murió en 2004 a los 71 años, pero su aura no se ha apagado. Es una de esas intelectuales que siguen admirando generación tras generación, como Simone de Beauvoir.

El año pasado, la Met Gala, que reúne a todo el firmamento de estrellas del mundo del espectáculo, eligió como temática el concepto de ‘camp’, que Sontag analizó en su ensayo Notes on Camp. Camp: Notes on Fashion era, también, el título de la exposición estrella de la temporada en el Metropolitan Museum de Nueva York, el lugar que cada año acoge la gala, organizada por Anna Wintour, editora de Vogue.

Este año, una completa biografía sobre Susan Sontag acaba de ganar nada menos que el premio Pulitzer, uno de los galardones literarios y periodísticos más prestigiosos del mundo. El autor es Benjamin Moser, conocido por la biografía que escribió sobre otra novelista, la brasileña Clarice Lispector.

Susan Sontag: "La opresión de las mujeres constituye el tipo fundamental de opresión en las sociedades organizadas"

Para escribir Sontag: Her Life and Work, Moser ha contado con fuentes de primera mano. Y, desde luego, envidiables. El escritor tuvo acceso a los restringidos archivos personales de la intelectual, documentos en los que muy pocos han podido bucear, que se encuentran en la Universidad de California en Los Ángeles. Además, el libro incluye un centenar de fotografías y Moser realizó cientos de entrevistas en medio mundo, incluyendo a personas que conocieron a Sontag y que nunca antes habían hablado de la escritora. Entre ellas, la fotógrafa Annie Leibovitz, su pareja en los últimos años de vida. A Moser le ha llevado siete años escribir Sontag: Her Life and Work.

Una vida intensa

Como señala la nota de los editores, Susan Sontag fue "una niña de los suburbios que se convirtió en un orgulloso símbolo del cosmopolitismo". A lo largo de 800 páginas, Benjamin Moser intenta narrar, como si de una novela se tratase, una vida apasionante, llena de luces y sombras, difícil de contener en unos pocos párrafos. Susan Sontag (Nueva York, 1933) tuvo una infancia complicada. Su padre murió cuando ella tenía cinco años y su madre, carente de todo afecto hacia su hija, era alcohólica. Desde muy temprano, la joven, nacida Susan Rosenblatt y de orígenes judíos, se refugió en la lectura. El apellido Sontag lo tomó del segundo marido de su madre.

Con solo 17 años, Sontag se casó con el escritor Philip Rieff, al que había conocido solo una semana antes. Con él tuvo un hijo, David, pero se divorciaron ocho años después. Sontag repitió con su vástago la difícil relación que ella misma había tenido con su madre, aunque David se convirtió en su editor. Después de Rieff, la escritora tuvo varias relaciones. Las más estables fueron con mujeres. Su compañera de los últimos años, hasta poco antes de fallecer de cáncer, fue la fotógrafa Annie Leibovitz.

Analista de la cultura contemporánea

Sontag fue una intelectual poliédrica. Bajo su inteligente mirada analizó todas las manifestaciones de la cultura popular contemporánea. Escribió sobre fotografía, el sida, la moda, la guerra, el arte o la pornografía. Su libro más aplaudido, Contra la interpretación, publicado en 1966, es una recopilación de textos cortos sobre muy diversos temas que algunos llegaron a denominar "la biblia de los años 60". 

Dotada de un fuerte carácter, que le granjeó muchas enemistades, Sontag se metió "en todos los fregados" que se encontró: en los 60 y 70 protestó contra la guerra de Vietnam y en los años 90 viajó a Sarajevo, en plena guerra de los Balcanes, para concienciar al mundo sobre el conflicto. Tras el 11-S, Susan Sontag llegó a expresar que quizá los atentados contra las Torres Gemelas eran la consecuencia de la política exterior de su país. "El 11-S cambió a Estados Unidos, no al mundo, y esto no lo acaba de entender Bush", dijo en 2003, año en el que recibió el Premio Príncipe de Asturias de las Letras. La escritora se tuvo que enfrentar entonces a furibundas reacciones. Hoy, Susan Sontag está considerada una de las intelectuales más influyentes del siglo XX. El interés que aún suscita su figura es una prueba de ello.

Siete frases célebres de Susan Sontag

1. "La opresión de las mujeres constituye el tipo fundamental de opresión en las sociedades organizadas".

2. "El comunismo no es sino fascismo con rostro humano"

3. "Una fotografía no es solo una imagen como la pintura, una interpretación de lo real; es también una traza, un negativo, como una huella o una máscara".

4. "Nada hay de malo en apartarse y reflexionar. Nadie puede pensar y golpear a alguien al mismo tiempo".

5. "El arte es seducción, no rapto".

6. "La perversidad es la musa de la literatura moderna".

7. "La enfermedad es el lado nocturno de la vida, una ciudadanía más onerosa. Todos los que nacen tienen doble ciudadanía, en el reino del bien y en el reino de los enfermos. Aunque todos preferimos usar el pasaporte bueno, tarde o temprano cada uno de nosotros está obligado, al menos por un período, a identificarnos como ciudadanos de ese otro lugar".

 

TE INTERESA

NO TE PIERDAS